Reflexiones diarias sobre argumentos de espiritualidad y vida carmelitana, con incursiones en el mundo del arte y de la cultura

lunes, 21 de mayo de 2018

Llama de amor viva de san Juan de la Cruz

El poema "Llama de amor viva" fue compuesto (y comentado) por san Juan de la Cruz en Granada, entre 1582 y 1586. En él habla de la unión mística con Dios, en la que el Espíritu Santo es el principal agente. En el vídeo les propongo la versión del grupo mexicano "Jesed".


domingo, 20 de mayo de 2018

El Espíritu de perdón


El evangelio que se lee en la misa del día de Pentecostés recoge la primera aparición de Cristo resucitado a sus discípulos. En ella les dice: "Recibid el Espíritu Santo; a quienes les perdonéis los pecados, les quedan perdonados; a quienes se los retengáis, les quedan retenidos". El Espíritu Santo es el gran regalo de Jesús resucitado a la Iglesia.

sábado, 19 de mayo de 2018

Ven, Espíritu, ven

Seguimos pidiendo al Espíritu Santo que venga a nosotros para que podamos vivir como verdaderos hijos de Dios y discípulos de Jesucristo.


viernes, 18 de mayo de 2018

Ven, Espíritu Santo


Mientras nos preparamos para la fiesta de Pentecostés, pedimos al Espíritu Santo que venga a nuestras vidas y las renueve con su gracia:

jueves, 17 de mayo de 2018

La «ruah» en la Biblia (el espíritu)


La palabra hebrea «ruah» significa originalmente ‘soplo’, ‘aliento’, ‘aire’, ‘viento’ y posteriormente también ‘alma’. Tiene un profundo sentido dinámico. En hebreo es de género femenino, por lo que su relación con la vida, con la generación, es muy fuerte. La palabra «ruah» se utiliza 389 veces en el Antiguo Testamento (277 su traducción griega «pneuma» en los LXX), con tres significados claramente diferentes, según el contexto:

miércoles, 16 de mayo de 2018

Es difícil hablar del Espíritu Santo


Se acerca la fiesta de Pentecostés, con el que llegan a su cumplimiento los cincuenta días de la Pascua. Todos somos conscientes de que es difícil hablar del Espíritu Santo. 

martes, 15 de mayo de 2018

Envíanos tu Espíritu, Señor


Mientras nos preparamos para la celebración de Pentecostés, con la que se concluye en tiempo de Pascua, pedimos al Señor Jesús que lleve a plenitud su obra salvadora en nosotros, enviando el Espíritu Santo a nuestros corazones.